Críos

Realmente, lo que puede llegar a hacer un enano es totalmente surrealista.

Pasen y vean, señor@s, si no, lo que es capaz de hacer mi hijo en la ducha.

El enano -7 añitos- está bajo el chorro, canturreando, y de pronto aparece Cónyuge A en la cocina -estoy destripando chipirones para comer- y llorando de risa me dice que me acerque a la bañera.

Y lo hago. En cuanto veo lo que ha hecho el colega con las marionetas de serpiente que tienen en el baño para jugar, me entra un ataque de risa incontenible.

Son dos manoplas con cabeza de serpiente, o dragón o yo que sé. 

Lo que jamás imaginé -porque por desgracia la niñez hace tiempo que me abandonó- es la ocurrencia de mi hijo para darles utilidad.

¿Listos?

¿Seguro?

Vale.

Aquí va:

 

 

Nueva utilidad de las manoplas como anti deslizante

Nueva utilidad de las manoplas como anti deslizante

 

Lo dicho.

Los críos son únicos.

Silcas

Anuncios

Una respuesta

  1. buenisimo tu niño!! si es que va pa inventor el jodio!! jijijiiji volviiiiiiii he estado un tiempo out pero volviiii y que sepas que no mepierdo tu lectura 😉 muaaaaaaaaaaa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: